El poder de la camisa

El poder de la camisa

Parece mentira que una prenda tan básica como la camisa tenga tanto poder. La sencillez de esta pieza es muy engañosa puesto que cumple con muchas funciones estratégicas de las cuales ser la capa intermedia entre el saco y el cuerpo no es la principal. Para entender la importancia de una camisa a continuación analizaremos los puntos claves que hacen la diferencia entre una pieza común y un ejemplar superior.

 

  • El fit. Para empezar a cobrar conciencia de la importancia de la camisa debemos señalar que esta pieza puede hacer lucir más delgado a su portador, ya que tiene la capacidad de estilizar la figura. Por eso la más importante consideración al adquirir una camisa es que ésta sea del fit adecuado, lo cual, además, la hará mucho más cómoda al uso. La talla ideal es aquella que permita el movimiento natural del torso y los brazos sin jalarse. Ni demasiado ajustada ni tampoco muy holgada, el fit perfecto depende del corte. En cuanto a las mangas, nunca olvide que el puño de éstas debe sobresalir pulgada y media del saco.
  • El material. Una buena camisa siempre es 100 por ciento de algodón, pues éste es el material por excelencia para confeccionar esta prenda. Fresco y de agradable tacto, este material permite a la piel respirar al tiempo que absorbe el sudor. Los mejores algodones son los que producen fibras más largas, como el egipcio, que sigue siendo uno de los predilectos de los camiseros. Ahora bien, en cuanto a calidad no solamente importa el origen de la materia prima sino también como ha sido tejido; mientras más hilos tenga será mejor la calidad y la resistencia de la prenda.
  • El estilo del cuello y los puños. No cabe duda de que estas dos partes de la camisa hacen la diferencia entre un hombre bien vestido y uno común. Existen muchos estilos de cuellos para elegir, especialmente si usted recurre al servicio a la medida. Pero cualquiera que escoja debe ser complementario de la forma de su rostro y del tipo de las solapas del saco. Entre los modelos esenciales podemos identificar: 1) el “cuello inglés”, o spread collar, un clásico que se distingue porque entre sus dos puntas existe la distancia suficiente para acomodar un nudo grueso y porque el pie de cuello es más alto que los demás; 2) el “cuello italiano”, el más abierto que existe, ideal para personas de cuello ancho, y 3) el botton down collar, en el cual las puntas literalmente se abotonan a la camisa para mantenerlas fijas. Cabe mencionar que una camisa de calidad siempre tendrá la entretela de puños y cuellos independiente del tejido de la camisa, jamás fusionada ni adherida por calor. Esto es fácil de identificar porque las camisas de calidad presentan una línea de pespunte en el perímetro de cuello y puños para fijar esta pieza interna que le da cuerpo a la prenda.

 

La tradición se reinventa

La camisería es toda un área de especialidad dentro de la sastrería masculina. Es el caso de la firma británica Thomas Pink, que además del indispensable servicio a la medida, es una protagonista de la moda para hombres. Esta temporada Pink invita a los caballeros a relajarse y a lucir camisas más vivaces. Con su campaña Dress down… a bit, presenta camisas con atractivos dibujos que van desde abstracciones geométricas, inspiradas en la arquitectura del Bauhaus, hasta los tradicionales cuadros y rayas. Colores como el rosa y el lavanda le ponen un toque fresco y divertido a los colores tradicionales del atuendo de negocios. Una forma de lucir esta prenda en todo su esplendor.

 

5559-2250 / 5575-6321 / 5575-4935 - Aviso de Privacidad - Términos y Condiciones

El Mundo del Abogado