Panorámica del Derecho procesal constitucional y convencional

Panorámica del Derecho procesal constitucional y convencional

Eduardo Ferrer Mac-Gregor

UNAM-Marcial Pons, Madrid, 2013

Al adentrarse en temas como el control de convencionalidad en el caso Radilla Pacheco, el control difuso de constitucionalidad, la nueva Ley de Amparo, el caso del campo algodonero —los feminicidios de Ciudad Juárez— y el caso de Castañeda Gutman, entre otros, Eduardo Ferrer Mac-Gregor deja claro que la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos no es un programa ni un ideal: es un ordenamiento que debe acatarse, afecte a quien afecte.

Aunque el libro apreció hace tres años, es un testimonio del auge que está adquiriendo el Derecho procesal constitucional en México y en el mundo. Por ello, merece ser reseñado una y otra vez. Incluye 36 trabajos, publicados por el autor entre 2008 y 2013, donde habla, básicamente, de los mecanismos para hacer cumplir la norma constitucional.

Se refiere, asimismo, a los forjadores de la disciplina, a las posibilidades y los límites del Derecho procesal constitucional, a sus vínculos con la libertad, a la labor de los precursores mexicanos —Otero y Rejón—, al Derecho procesal constitucional orgánico y a otros temas de similar tesitura.

El prólogo del libro quedó en manos de Diego Valadés, quien califica a Ferrer Mac-Gregor como “uno de los más brillantes juristas mexicanos”. Destaca que el problema del constitucionalismo en el mundo contemporáneo es que se sigue viendo a la Constitución como un programa y no como la norma suprema que todos los mexicanos debemos obedecer. Por eso saluda los esfuerzos del autor para explorar, describir y definir los recursos que hacen posible esta obediencia.

Héctor Fix Zamudio, por su parte, realiza un estudio introductorio al libro. Nos recuerda que el Derecho procesal constitucional puede dividirse en diversos sectores —jurisdicción constitucional orgánica y jurisdicción constitucional transnacional, entre otros—, que el autor aborda con lucidez. Con lucidez y con un tono sencillo, que en nada contradice su desbordante erudición y su aparato crítico, que incluye doctrina y jurisprudencia a granel.

El libro, así, no es sólo una herramienta indispensable para quienes creen que la Constitución es más que un ejercicio poético, sino una denuncia a nuestro paquidérmico sistema judicial y a la arrogancia de quienes todavía creen que la Carta Magna es un ideal inalcanzable y que sólo unos cuantos sujetos iluminados están facultados para hacerla valer en los casos en que ellos lo consideran oportuno.

5559-2250 / 5575-6321 / 5575-4935 - Aviso de Privacidad - Términos y Condiciones

El Mundo del Abogado