Pueblos indígenas y Naciones Unidas: el reto de adoptar las TIC

Pueblos indígenas y Naciones Unidas: el reto de adoptar las TIC

 

En este artículo los autores exponen diversos esfuerzos de la Organización de las Naciones Unidas en la promoción y la protección de los derechos de los pueblos indígenas, en particular la importancia de las tecnologías de la información y la comunicación para esos pueblos y el reto que representa brindarles su acceso.

 

 

Asamblea General y órganos especializados

La Asamblea General1 de las Naciones Unidas ha realizado diversos esfuerzos en la promoción y la defensa de los derechos de los pueblos indígenas, quienes en atención a su derecho al desarrollo requieren en mayor medida acceder a las tecnologías de la información y la comunicación, tanto para que sean potenciados esos derechos, como para preservar, transmitir y difundir a las generaciones presentes y futuras sus idiomas, sus tradiciones, sus filosofías, sus sistemas de escritura, su literatura, sus enseñanzas y su diversidad, así como para que participen plenamente, si así lo desean, en la vida política, económica, social y cultural de sus Estados.

La base del trabajo que ha realizado las Naciones Unidas no sólo la constituye el reconocimiento de los derechos humanos de los pueblos indígenas contemplados en los diversos instrumentos internacionales, sino también la Declaración de las Naciones Unidas sobre los derechos de los pueblos indígenas,2 adoptada mediante resolución del 13 de septiembre de 2007, así como los siguientes órganos especializados de las Naciones Unidas: el Mecanismo de Expertos sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas,3 el Foro Permanente para las Cuestiones Indígenas4 y la Relatora Especial sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas.5

Cabe destacar que 2019 es el “Año Internacional de las Lenguas Indígenas”, proclamado como tal mediante resolución aprobada por la Asamblea General el 19 de diciembre de 2016 en su 71° periodo ordinario de sesiones. Al respecto se señaló lo siguiente: “La Asamblea General […] 13. Proclama el año que comenzará el 1° de enero de 2019, Año Internacional de las Lenguas Indígenas, a fin de llamar la atención sobre la grave pérdida de lenguas indígenas y la necesidad apremiante de conservarlas, revitalizarlas y promoverlas y de adoptar nuevas medidas urgentes a nivel nacional e internacional”.6

En este sentido, resulta relevante destacar que en agosto de 2018 el Instituto Federal de Telecomunicaciones implementó la plataforma “Pueblos y Comunidades Indígenas” —www.ift.org.mx/comunidades_pueblosindigenas que se ajustó a los objetivos de las Naciones Unidas en materia de lenguas indígenas: conservarlas, revitalizarlas y promoverlas.

Esta plataforma —que será reconocida en los WSIS Prizes 2019, otorgados por la Unión Internacional de Telecomunicaciones— cuenta con información dividida en tres secciones:7

  • Usuarios: contiene más de 90 materiales audiovisuales e infografías traducidos a nueve lenguas indígenas8 para proteger y fomentar el respeto de los derechos de los usuarios de los servicios de telecomunicaciones.
  • Cobertura móvil: muestra resultados del diagnóstico de cobertura de telefonía e internet móvil en cada una de las localidades con presencia de población indígena de 66 pueblos indígenas.
  • Concesiones de radiodifusión: proporciona información sobre los trámites para la obtención de concesiones para uso social, comunitario o indígena.

Esta labor del Instituto Federal de Telecomunicaciones —que se encuentra alineada a los esfuerzos de las Naciones Unidas— es evidencia de la forma en que las tecnologías de la información y la comunicación contribuyen a integrar a las comunidades y a los pueblos indígenas a la sociedad de la información y el conocimiento, con aspectos tan importantes como brindar acceso a información en diversas lenguas indígenas, con lo cual se fortalecen sus derechos como usuarios de servicios de telecomunicaciones.

 

Derecho al desarrollo

En el artículo 23 de la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas se contempla su derecho al desarrollo en los siguientes términos: “Los pueblos indígenas tienen derecho a determinar y a elaborar prioridades y estrategias para el ejercicio de su derecho al desarrollo. En particular, los pueblos indígenas tienen derecho a participar activamente en la elaboración y determinación de los programas de salud, vivienda y demás programas económicos y sociales que les conciernan y, en lo posible, a administrar esos programas mediante sus propias instituciones”.

Ahora bien, este derecho al desarrollo tiene su antecedente en el sistema de las Naciones Unidas en la Declaración sobre el Derecho al Desarrollo, aprobada por la Asamblea General el 4 de diciembre de 1986, donde se señaló, en sus primeros dos artículos, lo siguiente:9

Artículo 1. 1. El derecho al desarrollo es un derecho humano inalienable en virtud del cual todo ser humano y todos los pueblos están facultados para participar en un desarrollo económico, social, cultural y político en el que puedan realizarse plenamente todos los derechos humanos y libertades fundamentales, a contribuir a ese desarrollo y a disfrutar del él.

”[…]

Artículo 2. 1. La persona humana es el sujeto central del desarrollo y debe ser el participante activo y el beneficiario del derecho al desarrollo.

”[…]

”Los Estados tienen el derecho y el deber de formular políticas de desarrollo nacional adecuadas con el fin de mejorar constantemente el bienestar de la población entera y de todos los individuos sobre la base de su participación activa, libre y significativa en el desarrollo y en la equitativa distribución de los beneficios resultantes de éste.”

En virtud de lo anterior, los pueblos indígenas, individual o colectivamente, son sujetos centrales del desarrollo y las tecnologías de la información y la comunicación son una herramienta tanto para incorporarlos al desarrollo como para que se beneficien del mismo.

En el caso mexicano, el Estado tiene la obligación —por mandato del artículo 6, párrafo tercero, constitucional— de garantizar el derecho de acceso a las tecnologías de la información y la comunicación, así como a los servicios de radiodifusión y telecomunicaciones, incluido el de banda ancha e internet, mandato al que contribuye el Instituto Federal de Telecomunicaciones, en su calidad de órgano autónomo regulador y autoridad de competencia en los sectores de telecomunicaciones y radiodifusión.

 

73° periodo ordinario de sesiones

En el 73° periodo ordinario de sesiones inaugurado el 18 de septiembre de 2018, la Asamblea General de las Naciones Unidas se pronunció, a través de sus resoluciones, sobre la importancia de las tecnologías de la información y la comunicación y de brindar su acceso para todas las personas sin distinción alguna; de ahí la importancia de garantizar su acceso a los pueblos indígenas. Las resoluciones de mérito son las siguientes: a) A/RES/73/156. Derechos de los pueblos indígenas, y b) A/RES/73/218. Las tecnologías de la información y la comunicación para el desarrollo sostenible.

 

Derechos de los pueblos indígenas

Aprobada el 17 de diciembre de 2018, en esta resolución las Naciones Unidas abordaron la importancia del acceso a la educación, a la capacitación, a los conocimientos y a las tecnologías apropiadas y asequibles, así como la necesidad de que, en atención a la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, se deba velar por que nadie se quede atrás y de llegar primero a los más rezagados, en particular a los pueblos indígenas, en los términos siguientes: “Recordando la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible y destacando la necesidad de velar por que nadie se quede atrás y de llegar primero a los más rezagados, en particular a los pueblos indígenas, que deberían participar en la implementación de la Agenda, contribuir a ella y beneficiarse de ella sin discriminación, y alentando a los Estados miembros a que tengan debidamente en cuenta todos los derechos de los pueblos indígenas en la implementación de la Agenda 2030”.10

 

Las tecnologías de la información y la comunicación para el desarrollo sostenible

Aprobada el 20 de diciembre de 2018, en esta resolución las Naciones Unidas observaron las referencias a las tecnologías de la información y la comunicación que se hacen en la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible y reiteraron que debe existir una estrecha armonización entre el proceso de la Cumbre Mundial sobre la Sociedad de la Información y la Agenda 2030. Para ello, reconoció la importancia de las tecnologías de la información y la comunicación en los siguientes términos: “Reconociendo que las tecnologías de la información y las comunicaciones brindan nuevas oportunidades y plantean nuevos desafíos, y que existe una apremiante necesidad de superar los grandes obstáculos a que se enfrentan los países en desarrollo para acceder a las nuevas tecnologías, destacando la necesidad de hacer frente a los principales problemas para salvar las brechas digitales, tanto entre los países como dentro de ellos y entre las mujeres y los hombres y entre las niñas y los niños, y de aprovechar las tecnologías de la información y las comunicaciones en pro del desarrollo, y recordando la necesidad de hacer hincapié en la calidad del acceso para salvar las brechas digitales y de conocimientos, utilizando un enfoque multidimensional que incluya la velocidad, la estabilidad, la asequibilidad, el idioma, la capacitación, la creación de capacidad, el contenido local y la accesibilidad para las personas con discapacidad”.11

En el mismo sentido, el máximo órgano de deliberación de las Naciones Unidas destacó lo siguiente:

  • Existe una urgente necesidad de asegurar que todas las personas puedan beneficiarse de las tecnologías de la información y la comunicación, incluidas las nuevas tecnologías.
  • Las tecnologías de la información y la comunicación son un catalizador clave del desarrollo económico y la inversión, con los consiguientes beneficios para el empleo y el bienestar social, al reducir los obstáculos para la participación económica.
  • Existe una gran preocupación debido a que la brecha digital de género persiste en el acceso y el uso de las tecnologías de la información y la comunicación por las mujeres, incluso en la educación, en el empleo y en otras esferas del desarrollo económico y social.
  • Las tecnologías de la información y la comunicación pueden ayudar a acelerar el progreso hacia los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Con lo anterior, podemos observar que existe una particular y urgente necesidad de asegurar que también los pueblos indígenas, individual y colectivamente, tengan acceso y puedan beneficiarse de las tecnologías de la información y la comunicación, herramientas que se constituyen en un catalizador para su desarrollo económico y social, además de incorporarlos y hacerlos parte de la sociedad de la información y el conocimiento.

 

Conclusiones

De forma permanente, la Organización de las Naciones Unidas realiza una labor de seguimiento y estudio de temas transversales y de importancia no sólo para la comunidad internacional en su conjunto, sino individualmente para cada uno de sus Estados miembros, incluido México. Muestra de ello son los derechos de los pueblos indígenas y la urgente necesidad de realizar esfuerzos a nivel nacional e internacional para brindarles el acceso a las tecnologías de la información y la comunicación.

En este sentido, los Estados miembros deben seguir de cerca los pronunciamientos y las actividades de las Naciones Unidas, con lo cual pueden fortalecer sus políticas internas y beneficiarse de los avances que se generan en la agenda internacional.

Ahora, los pueblos indígenas, si bien se enfrentan a problemáticas de mayor desafío, como garantizarles el acceso a servicios públicos básicos, por ende, afrontan un reto mayúsculo en el acceso a las tecnologías de la información y la comunicación. Sin embargo, este reto mayúsculo debe constituir un estímulo para que las autoridades y los organismos internacionales realicen todos los esfuerzos que estén a su alcance para brindar el acceso a los pueblos indígenas a las tecnologías de la información y la comunicación, así como a los servicios de radiodifusión y telecomunicaciones, incluido el de banda ancha e internet. Sólo así los pueblos indígenas podrán incorporarse y beneficiarse de la sociedad de la información y el conocimiento.

En cuanto al caso de México, es importante destacar la labor social —por mandato constitucional— del Instituto Federal de Telecomunicaciones y de la Ley Federal de Telecomunicaciones y Radiodifusión en las concesiones para uso social indígena, así como la reciente creación del Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas y la expedición de su respectiva ley el pasado 4 de diciembre de 2018.12

Por último, hay mucho que hacer para garantizar el acceso a los pueblos indígenas a las tecnologías de la información y comunicación, y lo primero es tener información sobre lo que pasa tanto en la agenda nacional como en la internacional. Por lo tanto, se recomienda, para tener una visión más amplia sobre el tema, consultar los siguientes documentos:

  • Informe de la Relatora Especial sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas acerca de su visita a México del 8 al 17 de noviembre de 2017, el cual fue presentado en el 39° periodo de sesiones del Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas, que se llevó a cabo del 10 al 28 de septiembre de 2018.
  • Convocatoria al proceso de consulta a los pueblos indígenas y afromexicano sobre el Plan Nacional de Desarrollo (PND) 2019-2024, publicada en el Diario Oficial de la Federación el 5 de marzo de 2019, en la cual se identifica como uno de los temas de interés de los pueblos indígenas “Tecnologías de la información y sistemas de comunicación indígena regional”.

 

 


 

 

* Secretario técnico de la Secretaría Ejecutiva del Sistema Nacional Anticorrupción.

** Fue director de área en el Instituto Federal de Telecomunicaciones.

1 Órgano principal de las Naciones Unidas, integrado por 193 países miembros, que sesiona de forma anual desde 1946. Véase información adicional en http://www.un.org/es/sections/about-un/main-organs/index.html [fecha de consulta: 2 de marzo de 2019].

2 Véase A/RES/61/295. Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas. Resolución aprobada por la Asamblea General de las Naciones Unidas el 13 de septiembre de 2007 en el 61° periodo ordinario de sesiones. Recuperado de https://undocs.org/es/A/RES/61/295 [fecha de consulta: 2 de marzo de 2019].

3 Órgano subsidiario y asesor del Consejo de Derechos Humanos —principal órgano de derechos humanos de las Naciones Unidas— cuyo mandato consiste en proporcionar asesoría temática, en forma de estudios e investigación, sobre los derechos de los pueblos indígenas de la manera y la forma solicitadas por el referido consejo. Véase información adicional en https://www.ohchr.org/SP/Issues/IPeoples/EMRIP/Pages/EMRIPIndex.aspx [fecha de consulta: 2 de marzo de 2019].

4 El Foro Permanente de las Naciones Unidas para las Cuestiones Indígenas es el órgano asesor del Consejo Económico y Social (ECOSOC), el cual fue establecido el 28 de julio de 2000 y tiene el mandato de examinar las cuestiones indígenas en el contexto de las atribuciones del ECOSOC relativas al desarrollo económico y social, la cultura, el medio ambiente, la educación, la salud y los derechos humanos. Véase información adicional en https://www.un.org/development/desa/indigenous-peoples-es/sesiones-del-foro-permanente.html.

5 Figura creada en 2001 que tiene como mandato, entre otras actividades, presentar informes anuales sobre asuntos específicos o situaciones de especial importancia relativas a la promoción y la protección de los derechos de los pueblos indígenas. Véase información adicional en https://www.ohchr.org/SP/Issues/IPeoples/SRIndigenousPeoples/Pages/SRIPeoplesIndex.aspx [fecha de consulta: 2 de marzo de 2019].

6 A/RES/71/178. Derechos de los pueblos indígenas. Resolución aprobada por la Asamblea General de las Naciones Unidas el 19 de diciembre de 2016 en el 71° periodo ordinario de sesiones, p. 6. Recuperado de https://undocs.org/es/A/RES/71/178 [fecha de consulta: 2 de marzo de 2019].

7 “La UIT premiará al IFT por su plataforma de información sobre pueblos y comunidades indígenas.” Instituto Federal de Telecomunicaciones, comunicado 8/2019 del 4 de marzo de 2019. Recuperado de http://www.ift.org.mx/comunicacion-y-medios/comunicados-ift/es/la-uit-premiara-al-ift-por-su-plataforma-de-informacion-sobre-pueblos-y-comunidades-indigenas [fecha de consulta: 6 de marzo de 2019].

8 La plataforma del Instituto Federal de Telecomunicaciones tiene información en las siguientes lenguas indígenas: huichol (Nayarit), maya (Yucatán), mayo (Sonora), mixteco (Costa de Oaxaca), náhuatl (Huasteco de Hidalgo), otomí (Estado de México), purépecha (Michoacán), tarahumara (Chihuahua) y zapoteco (Planicie Costera de Oaxaca).

9 Resolución 41/128. Declaración sobre el derecho al desarrollo. Resolución aprobada por la Asamblea General de las Naciones Unidas el 4 de diciembre de 1986. Recuperado de https://undocs.org/es/A/RES/41/128 [fecha de consulta: 3 de marzo de 2019].

10 A/RES/73/156. Derechos de los pueblos indígenas. Resolución aprobada por la Asamblea General de las Naciones Unidas el 17 de diciembre de 2018 en el 73° periodo ordinario de sesiones, p. 2. Recuperado de https://documents-dds-ny.un.org/doc/UNDOC/GEN/N18/448/40/PDF/N1844840.pdf?OpenElement [fecha de consulta: 3 de marzo de 2019].

11 A/RES/73/218. Las tecnologías de la información y las comunicaciones para el desarrollo sostenible. Resolución aprobada por la Asamblea General de las Naciones Unidas el 20 de diciembre de 2018, p. 3. Recuperado de https://undocs.org/es/A/RES/73/218 [fecha de consulta: 3 de marzo de 2019].

12 Decreto por el que se expide la Ley del Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas y se abroga la Ley de la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas. Publicado en el Diario Oficial de la Federación el 4 de diciembre de 2018. Recuperado de: http://dof.gob.mx/nota_detalle.php?codigo=5545778&fecha=04/12/2018 (Fecha de consulta: 3 de marzo de 2019)

 

5559-2250 / 5575-6321 / 5575-4935 - Aviso de Privacidad - Términos y Condiciones

El Mundo del Abogado